Silencios contados a media voz. Sonrisas
quietas en labios mudos. La historia de una vida y de las vidas que acompañaron
a ésta. La historia de mis gentes, de nuestras gentes, de una guerra entre
hermanos. Historias de la historia trazadas con una pluma ágil, costumbrista,
tan experimentada y precisa como lo es la de los mejores narradores
contemporáneos. Todo eso y más es, Las palabras del viento, de María Narro. Una
obra que, sin lugar a dudas, se merece un puesto destacado en nuestra narrativa
contemporánea. Una historia que te arrancará sonrisas, lágrimas y admiración,
como suele hacerlo un trabajo preciso y lleno de magia”
Antonia J
Corrales. Escritora y Correctora
-------------
Fue un amago de Guernica, lo has hecho de maravilla. Con esa sensibilidad
que roza el dolor sin perder la sonrisa. Sigüenza se merece un sitio en la
historia que le corresponde.
Y tú la has colocado donde se
merece...
Almudena (Madrid)

La novela...

La novela...
(cada capítulo lleva nombre de mujer)

9 abr. 2012

Sinopsis y primera crítica...

Sinopsis, y Primera crítica...


¿Marcó la guerra civil española el carácter de nuestros abuelos? ¿El miedo de aquellos niños que la vivieron dejó huella en sus vidas? ¿Y en la de sus descendientes?
La soledad en la que creció Mercedes, bajo la amargura de su abuela, demuestra que en muchos sí. A pesar de todo, los libros y Morse, el hijo del panadero, la ayudan a soñar conociendo la poesía. Un fatal incidente la saca de sus raíces y a partir de ahí el empeño de la niña sólo será irse a Sigüenza para alejarse de su abuela y saber la verdad sobre su familia...

Las palabras del viento es una novela que descose el tiempo creando un verdadero puzzle. Se enfrenta de cara a la fatídica guerra civil y a sus años previos. Muestra sin juzgar. Sin banderas. Contada de una forma diferente, desde abajo, dándole voz al pueblo llano, a su humor pese al dolor, nos transporta a aquellos días. Destapa “el silenciamiento” de lo que ocurrió en Sigüenza, Guadalajara. Dicen que para olvidar hay que recordar; porque mirar hacia atrás no es rencor sino historia. Sólo sabiendo lo que ocurrió se puede aprender a no cometer los mismos errores.
Pero la novela no se ancla en el pasado, sino que mira con aplomo hacia el futuro añorando, a la vez que afianzando, una forma de comunicación como fue y es el código morse.
-------------------

 
“Silencios contados a media voz. Sonrisas quietas en labios mudos. La historia de una vida y de las vidas que acompañaron a ésta. La historia de mis gentes, de nuestras gentes, de una guerra entre hermanos. Historias de la historia trazadas con una pluma ágil, costumbrista, tan experimentada y precisa como lo es la de los mejores narradores contemporáneos. Todo eso y más es, Las palabras del viento, de María Narro. Una obra que, sin lugar a dudas, se merece un puesto destacado en nuestra narrativa contemporánea. Una historia que te arrancará sonrisas, lágrimas y admiración, como suele hacerlo un trabajo preciso y lleno de magia”
Antonia J CorralesEscritora y Correctora